Salud y cuidados
Facebook

Ratio: 5 / 5

Inicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activadoInicio activado
 

Los 10 venenos más peligrososo para mascotas

El centro de control de venenos norteamericano [ASPCA] maneja en sus bases de datos más de 100.000 casos de intoxicación por mascota cada año en el país. Sobre la base de esos casos, los principales venenos con que se encuentran nuestras mascotas son:

  1. Medicamentos humanos.
  2. Insecticidas.
  3. Comida humana.
  4. Raticidas, cuando nuestro perro come veneno para ratas.
  5. Medicamentos veterinarios que se administran incorrectamente (por ejemplo, medicamento equivocado, cantidad incorrecta).
  6. Plantas.
  7. Productos químicos (por ejemplo, anticongelante, productos químicos de la piscina / spa).
  8. Los limpiadores domésticos (por ejemplo, blanqueadores, detergentes, etc.)
  9. Metales pesados (por ejemplo, virutas de pintura con plomo, linóleo, etc.)
  10. Fertilizantes.

 

Venenos domésticos comunes

Muchos alimentos comunes o productos para el hogar pueden enfermar o incluso matar a nuestros perros.
Debemos ser conscientes de qué sustancias pueden ser tóxicas para las mascotas, y almacenarlas y utilizarlas con seguridad.
Si piensas que tu mascota ha comido algo venenoso, llama a tu veterinario o una línea directa de veneno para mascotas inmediatamente. En algunos países existen centros públicos de esta índole y, en muchos países, hay servicios veterinarios que atienden a sus pacientes durante las 24 horas del día.

Como decíamos, en nuestros hogares se pueden contener muchos peligros que pasen desapercibidos por nosotros. Muchos alimentos comunes o productos destinados para la limpieza del hogar pueden enfermar o incluso matar a nuestros perros. Sin embargo, algunas precauciones simples pueden ayudar a mantener a nuestras mascotas de forma segura.

Los animales reaccionan a las sustancias en los alimentos y medicamentos de forma completamente diferente a como los vemos o entendemos nosotros, así que sólo porque algo no hace que una persona enferme no significa que está bien para una mascota. Además, la mayoría de las mascotas son mucho más pequeñas que las personas, así que lo que puede parecer una cantidad inofensiva de un alimento o una droga puede hacer que ellos enfermen.

Las mascotas son curiosas. Si algo huele bien, lo comerán. Si pueden entrar en un contenedor, lo harán. Debes ser consciente de qué sustancias pueden ser tóxicas para tu mascota, y guardarlas con medidas de seguridad.

Chocolate

Si sospechas que tu mascota ha consumido cualquier cantidad de cualquier chocolate, llama a tu veterinario.

Sin embargo, no todo el chocolate es igualmente peligroso para las mascotas. En general, cuanto más oscuro es el chocolate, más tóxico es para los animales. El chocolate más peligroso es aquél que contiene la concentración más alta de una sustancia llamada methylxanthine. Las mascotas que comen una cantidad abundante de esta sustancia pueden tener vómitos, diarrea, sed excesiva y micción, hiperactividad y, en casos graves, ritmos cardíacos anormales, temblores y convulsiones.

Nuestra comida

Generalmente no es una buena idea ofrecerles nuestra comida a nuestras mascotas. Muchos alimentos humanos pueden causar trastornos digestivos, que pueden ser graves. Además, varios ingredientes comunes en la comida humana pueden ser tóxicos para las mascotas. Sólo algunos son:

  1. Aguacates.
  2. Uvas y pasas.
  3. Nueces de macadamia.
  4. Cebollas, ajo y cebollino.
  5. El xilitol (un edulcorante común sin azúcar, que a menudo se encuentra en la goma de mascar y productos horneados comerciales, que puede causar insuficiencia hepática potencialmente mortal).
  6. Masa de levadura.
  7. Algunas bebidas, como el café y el alcohol, también pueden ser venenosas para las mascotas.
  8. Las uvas a veces se recomiendan como golosinas para los perros; sin embargo, se han reportado casos de daño renal grave relacionado con la ingesta de uva. También se ha reportado que las pasas son tóxicas para los perros.

En general, no guardes o dejes comida para ti y su familia en un lugar donde su mascota pueda llegar a ella. Ten especial cuidado durante las temporadas de vacaciones y las ocasiones festivas, cuando es muy fácil distraerse y dejar comida o bebidas en una mesita.

Medicamentos

Nunca le des a tu mascota un medicamento destinado a personas a menos que lo haya prescrito un veterinario profesional. Muchos medicamentos comunes de venta libre pueden ser extremadamente tóxicos para las mascotas. No dejes las botellas o botes de medicina donde las mascotas puedan llegar a ellas (un perro determinado puede masticar a través de un duro plástico si se lo propone); y recoge cualquier pastilla que haya caído inmediatamente. Usa la misma precaución con suplementos dietéticos o con productos que compres en una tienda de alimentos saludables.

Productos de limpieza

Lee con detenimiento las etiquetas de advertencia de los productos de limpieza que usas y guárdelas según las instrucciones, en la mayor parte de las ocasiones, te dirán que tengas la máxima precaución, tanto si hay niños en la casa como si hay mascotas.

Peligros al aire libre

Muchas personas sin conciencia dejan venenos en algunos lugares públicos para ahuyentar a perros y gatos. Quizá, muchos de ellos crean que estos venenos sean disuasorios, aunque la mayor parte son tan nocivos que pueden provocar la muerte. 

Cuando pasees con tu mascota, estate pendiente de dónde se acerca, qué cosas huele y qué come; nuestros perros pueden desconocer que detrás de una salchicha se esconda una trampa.

veneno perros calle

Imágen: media.telemundochicago.com

En cualquier caso, además de los peligros que desaprensivos ponen ante nuestros perros, si tienes un garaje, cobertizo, o jardín, al que tu mascota puede acceder, probablemente tedrás algunos de los siguientes peligros:

Plantas

Cuida con atención qué plantas pueden ser tóxicas para tuss mascotas y bajo qué circunstancias. Los tomates, por ejemplo, están en la familia de la morera. Muchos lirios, flores y arbustos ornamentales comunes pueden ser tóxicos.

La Sociedad Americana para la Prevención de la Crueldad a los Animales (ASPCA) mantiene una lista completa en línea.

Venenos de plagas contra roedores

Los venenos destinados a matar roedores, insectos o malas hierbas son causas muy comunes de envenenamiento en mascotas. Ten mucho cuidado cómo, cualquier venenos almacenas o utilizas alrededor de tu hogar. 

Productos de jardín

El abono, los fertilizantes y las pilas de compost son también peligrosos para las mascotas. Asegúrate de que cualquier mantillo o fertilizante que aplicas en tu jardín sean seguros para las mascotas. Manten tu mascota fuera de las áreas tratadas con productos tóxicos. Las pilas de compost pueden producir bacterias y hongos que son altamente tóxicos para las mascotas, así que si tienes una pila de compost, asegúrate de que tu mascota no pueda entrar en ella.

Productos químicos para garajes

Cualquier producto químico en tu garaje puede ser peligroso para las mascotas. El anticongelante, en particular, puede ser mortal. Guarde todos los productos químicos fuera del alcance de su mascota (como lo haría para los niños), y limpie cuidadosamente cualquier derrame.

¿Qué hacer en una emergencia?

Si tu mascota come algo que no debería, el tiempo en que tomes acción es crítico. Llama a tu veterinario o una línea directa de veneno para mascotas inmediatamente -si existe en tu entorno- y estate preparado para describir lo siguiente:

  1. Lo que tu mascota comió.
  2. Cuánto tiempo hace.
  3. Ten a mano las características del producto, descritas en el envase.

Esa llamada a tu veterinario puede hacerles anticipar la forma de tratar la intoxicación mientras llegas allí.

Por último y, en todo momento, conserva la calma y la templanza. 

 

 


También te puede interesar: