📻 AUDIOLIBRO imprescindible (y gratis): La vida con un perro es más feliz

Un audiolibro, la mejor forma de aprender, escuchando

Tenemos poco tiempo. Es un hecho constatado. La vida azarosa de las obligaciones no nos permite, en demasiadas ocasiones, detenernos para aprender y conocer ¡tantas cosas! Sobre todo las que más nos importan, como las relacionadas con nuestras mascotas, nuestros perrines, nuestros bichones. Por esa razón, os traemos este audiolibro superinteresante para que, escuchándolo: en el coche, de camino al trabajo, mientras limpiamos la casa o vamos a buscar a los chicos al cole, por citar algunos ejemplos de ‘tiempos muertos’, podáis aprender, responderos a preguntas que ni siquiera os habíais planteado.
Lo he escuchado y es una delicia.

Además, es ¡GRATIS!, con la prueba de audible de Amazon, que durante 30 días te permite escuchar otros audiolibros. Me parecía tan interesante que no he podido resistirme a publicar esta nueva entrada del blog. Espero os guste. Aquí os dejo una breve sinopsis sobre su contenido ;D

Para escucharlo, solo tienes que pulsar este enlace >> 

Sinopsis del audiolibro: La vida con un perro es más feliz

Emilio Ortiz, autor de la novela de éxito A través de mis pequeños ojos, nos sorprende con este libro en el que los perros toman la palabra para contar sus experiencias y su relación con los humanos.

La vida con un perro es más feliz te ayudará a comprender mejor a tu más fiel amigo; a conocer cómo funciona su cerebro para interpretar sus emociones y manías; a entender qué esconde tras esa mirada llena de ternura, inteligencia y devoción y a descubrir lo fascinante que es la convivencia con él.

Un extraordinario relato, imprescindible para los amantes de los animales.

Y si quieres escuchar otros AUDIOLIBROS, aquí los tienes a tu alcance >>

Mi perro se mea después de castrarlo. ¿Qué hago?

¿Castrar o no castrar?

Si tienes un perro macho, incluso un cachorro, esta es una pregunta que quizás ya te hayas hecho. Hay mucha información confusa sobre la castración de perros, así que aquí la he condensado. Para que pueda tomar la decisión correcta e informada para usted y su perro.

Razones a considerar:

  • Control de la población
  • Beneficios conductuales
  • Preocupaciones de comportamiento
  • Pros y contras de salud
  • Otros factores

¿Control de la población perruna?

Una razón por la que la gente considera la castración tiene que ver con el control de la población. Como en la actualidad no tenemos una gran población de perros vagabundos, esto generalmente se maneja fácilmente, aunque su dinero cuesta al erario público.

Cuando tienes varios perros en el mismo hogar de ambos sexos, esto puede ser más difícil. Si el control de la población es tu única preocupación, existe la opción de una vasectomía, lo que significa que aún conservan sus partes ‘nobles’, pero no pueden engendrar más perritos en una nueva camada.

Si estás pensando en reproducirse a partir de su macho, también considera sus genes. ¿Es realmente el mejor, mental y físicamente, de su raza para pasar a la siguiente generación? ¿Realmente el mundo necesita más cachorros? ¿Estará más frustrado después de un apareamiento? uh… muchas preguntas, ¿verdad?

Muchas personas piensan que les gustaría que su perro tuviera una camada, una familia. A menudo, las personas también suponen que podrán ganar mucho dinero con un semental. A menos que tenga un espécimen superior que la gente esté desesperada por criar con el suyo, es poco probable que gane mucho dinero de esta manera y puede ser una vida muy estresante para los sementales. Piénsalo.


Te puede interesar:

¿Dónde adoptar perros?


¿Beneficios conductuales?

Hay muchas personas, incluidos muchos veterinarios, que creen que la castración es la cura para la mayoría de los problemas de conducta. Este no es el caso. La castración elimina los testículos y, por lo tanto, elimina la testosterona. Los únicos comportamientos que afectará la castración son los comportamientos impulsados ​​por la testosterona.

Los perros machos variarán enormemente en sus niveles de testosterona por muchas razones. (Incluyendo el número de cachorros en la camada, la proporción de perritos o perritas en la camada y la edad del perro). Esto significa que los comportamientos impulsados ​​por la testosterona serán más evidentes en algunos perros que en otros.

Los comportamientos impulsados ​​por la testosterona incluyen;

  • Marcado de orina. La versión extrema. Aquí es cuando los perros TIENEN que marcar cada vez que huelen a otro perro. Esto incluiría en su propia casa. Muchos perros y hembras castrados marcarán cuando salgan a pasear. Como se trata de un comportamiento normal, es poco probable que se vea afectado por la castración.
  • Montando perras en celo. Esto no es lo mismo que intentar procrear con otros perros, personas o juguetes. Un perro que busca perras e intenta aparearse con ellas está impulsado por la testosterona. Es de esperar que la castración mejore este comportamiento.
  • Pelear con otros perros alrededor de perras en celo. Esto no incluye la agresión general hacia otros perros o en cualquier otra situación.

¿Preocupaciones en el comportamiento?

Como ya dije anteriormente, la castración elimina la testosterona. La testosterona es una hormona que genera confianza, por lo que corremos el riesgo de reducir su nivel de confianza. En los perros que ya tienen confianza, este cambio generalmente no se nota. Pero si su perro ya muestra un comportamiento impulsado por una baja confianza (por ejemplo, comportamientos impulsados ​​por el miedo, la ansiedad o la frustración), existe el riesgo de que los empeore.

Los comportamientos comunes en los que recomendaría encarecidamente evitar la castración incluyen;

  • Comportamiento impulsado por la baja confianza. Agresión hacia las personas y otros perros, problemas relacionados con la separación, problemas de protección, sensibilidad al ruido o respuestas generales de ansiedad o miedo.
  • Comportamientos de alta excitación. Las cosas que hacen los perros porque están demasiado excitados no se verán afectadas por la castración. La boca, las jorobas (personas, juguetes, cojines y perros que no están en celo) o los “comportamientos sobreexcitados” no mejorarán y podrían empeorar con la castración.
  • Marcado de orina. Si el marcado se debe a una baja confianza, esto puede empeorar con la castración.

Incluso los comportamientos impulsados ​​por la testosterona que se han convertido en comportamientos aprendidos no mejorarán con la castración. Si tienes un perro que lleva años marcando en casa y luego decides castrarlo, es poco probable que este comportamiento cambie.

Pros y contras de la salud

Los beneficios para la salud de los perros castrantes generalmente son promovidos por la mayoría de las prácticas veterinarias. Parece haber algunos beneficios para la salud, pero hay algunas condiciones en las que el riesgo aumenta al castrar perros.

  • Cáncer testicular. La castración elimina la posibilidad de cáncer testicular. Pero también es una enfermedad de muy bajo riesgo en perros. No es muy común y es relativamente fácil de detectar al monitorear los testículos de su perro. El tratamiento mediante castración suele ser curativo. Entonces, este beneficio de la castración no es necesariamente tan bueno como parece.
  • Problemas de próstata. Los problemas de próstata no cancerosos son menos probables en perros castrados, pero el riesgo de problemas de próstata cancerosos puede aumentar. Actualmente, no hay suficiente evidencia sobre si es beneficioso desde el punto de vista de la próstata.
  • Riesgos de salud. Existe alguna evidencia de que la castración en realidad puede aumentar el riesgo de osteosarcoma, un cáncer maligno muy peligroso que a menudo mata a los perros. También hay evidencia de que aumenta el riesgo de hipotiroidismo. Esta no es una afección potencialmente mortal, pero requiere un tratamiento de por vida.
  • Aumento de peso. Muchos perros castrados aumentarán de peso en exceso. Esto se puede controlar con una dieta y ejercicio adecuados, pero a menudo su metabolismo se ralentizará, por lo que no podrán comer tanto como los perros enteros. Los perros con sobrepeso tienen una menor calidad de vida y son susceptibles a más problemas de salud y tienen una esperanza de vida más corta. Si su perro ya tiene sobrepeso, definitivamente se recomienda que alcance el peso adecuado antes de la castración.

Algunos perros se sienten muy frustrados cuando están cerca de las perras en celo, mientras que otros ni siquiera parecen darse cuenta. En estos perros frustrados, algunos pueden tener respuestas extremas, parecer letárgicos, no comer y bajar drásticamente la condición. Esto no es bueno para ellos ni mental ni físicamente. Se debe considerar la castración en perros como estos, a menos que se pueda lograr una mayor separación de las perras.

Otros factores

También debe incluir el riesgo de una anestesia general. Aunque un perro joven y sano tiene un riesgo muy bajo con un anestésico, todavía existe un riesgo. Debe sopesar esto con todos los demás pros y contras al decidir si la castración es adecuada para su perro.

Los tutores también deben pensar en el proceso de pasar una estancia en los veterinarios y el manejo intenso que se requiere para el tratamiento veterinario. Para algunos perros, esta experiencia puede ser traumática y puede dificultar el tratamiento veterinario en el futuro. Otros lo atraviesan y no parece afectarlos. ¿Crees que tu perro se las arreglaría bien con los extraños que lo manipulan?

Conclusión
La decisión de castrar o no es tuya. Para algunos perros, puede ser de gran ayuda ayudar en los cambios de comportamiento. Para otros, puede ser realmente perjudicial. Existen pros y contras desde el punto de vista de la salud y también deben considerarse cuidadosamente.

Si no estás seguro de si la castración es adecuada para tu perro, la castración química puede ser una opción. Esto te permitiría ver el efecto de la castración de forma temporal. Se puede colocar un implante (similar a un microchip) y los efectos duran de 6 a 12 meses. Si el comportamiento de tu perro se deteriora, al menos el efecto desaparecerá. Puedes discutir esto con más detalle con tu veterinario.

8 características para saber cómo es el perro bichon maltes

El perro, el compañero más fiel

El perro, canis lupus familiaris, también conocido como perro doméstico lleva junto a nosotros, los humanos la friolera de 14.000 años, aunque algunos restos arqueológicos indican que los antepasados de los perros domésticos ya convivían con el hombre primitivo hace… ¡100.000 años!

 

Y, según los expertos, fueron los perros los que se acercaron a los humanos por su voluntad, para convivir y disfrutar de una vida colaborativa en común.

De las 800 razas que pueblan el mundo canino, la raza del bichón maltés, sobre la que centramos nuestro interés en esta Web, es una raza ideal para tener en casa.

De los perros pequeños, así considerados, el Maltés pasa por ser un perro encantador, alegre, juguetón, a veces inquieto, pero al que si se le enseña bien, sabe medir los tiempos de juego, de relax, de compañía o de descanso.

La inteligencia del bichón maltés

El bichón maltés es un perro muy inteligente, muy observador; cuando te mira está aprendiendo constantemente. Te analiza los gestos y las intenciones y se suma a lo que toque en cada momento con entusiasmo.

Cuando vayas con él por la calle, querrá saludar a todo el mundo que le preste atención y lo hará con cariño y alegría, dispuesto a hacer lo que toque: jugar, correr, mostrar su afabilidad y simpatía.

Un can ideal para los niños

Es una raza de perro ideal para que los niños compartan su vida con ellos, pues se muestran dóciles y muy  cariñosos. Su solo aspecto despierta los mejores sentimientos, con esa mirada oblicua y amable; y hará las delicias de niños y niñas, quienes encontrarán en él el mejor amigo que puedan imaginar.

Según nos cuenta el tratado de Sir Richard Glynn “Champion Dogs of the World”, el bichón maltés es “un pequeño y atractivo pillín”, buena descripción de cómo es el bichón maltés, sin duda.

Pequeño, pero fuerte

Sería un error pensar que el maltés no es un perrito fuerte y robusto para su tamaño. Le encanta hacer ejercicio y si está bien alimentado y hacer ejercicio regularmente, tendrá una planta estupenda, bien formada y atlética.

¿Perro cazador?

Se recuerda, habitualmente, que era una raza cazadora, principalmente de ratas y ratones en los puertos antiguos, y que era utilizado para ese menester; incluso se dice que era capaz de cazar tejones.

No obstante, la vida doméstica quizá haya borrado ese perfil cazador, que sigue demostrando cuando juega con una presa, en este caso con un juguete. Si tienes un bichón maltés, verás que le encanta jugar con cualquier juguete como si fuera, eso, una presa que tiene que perseguir.

¿Cuál es la talla de los malteses?

Tu bichón maltés pesará entre tres y cuatro kilos. Los machos suelen pesar algo más que las hembras.

Su cuerpo es compacto y atlético. De igual manera, los machos son algo más altos que las hembras, apenas cuatro o cinco centímetros. Las hembras alcanzan una altura máxima de 23 centímetros y una altura media de 20 centímetros, mientras que los machos suelen superar los 21 centímetros, pudiendo llegar hasta los 25.

¿El bichón requiere de cuidados especiales?

Todo can necesita que le prestemos la atención necesaria para que socialice de forma correcta con el entorno. Además, el bichón presenta ciertas cualidades que requerirán nuestra atención de forma más detallada.

 

Por ejemplo, los lagrimales de sus ojos generan, de forma habitual, bastante agua, que por su acidez, recubre el pelo de una mancha oscura que tiende a hacerse permanente. Hay múltiples fórmulas para tratarlo, que iremos viendo en los artículos de nuestro blog; también su pelo deberá ser atendido con un cepillado a diario para evitar enredos que les pueden llegar a molestar a medio plazo; por otro lado, los pelillos que le crecen dentro de los oídos les pueden llegar a resultar molestos y deberemos observarlos.

Te puede interesar:

¿Los perros malteses ladran mucho?

🍉 los perros pueden comer sandia?


Pues la respuesta es afirmativa. Sí, los perros pueden comer sandia. Nos lo cuentan los amigos del American Kennel Club 🍉

En lo que respecta a la fruta no está contraindicada en ningún sentido. La fruta en sí misma es una fuente de alimentación saludable, baja en calorías y llena de nutrientes: vitaminas A, B6 y C, y potasio, por lo que es una fuente energética y sana para nuestros perritos. Pero eso sí, hay que tomar precauciones.

Las semillas

Las semillas podrían causar una obstrucción intestinal, así que asegúrate de eliminarlas antes de ofrecerle la sandía. Y, más que probablemente, tampoco sea una buena idea permitir que un perro mastique la cáscara, ya que puede causar trastornos gastrointestinales.

La fruta, en general, y la sandía en particular, tienen muy pocas calorías y un alto porcentaje de agua, por lo que es ideal para ofrecer hidratación en un día caluroso. Tampoco tiene grasa ni colesterol.

En cuanto al tema de las semillas, desde hace bastantes años existen en el mercado melones sin semillas, por lo que es una opción para ahorrarte trabajo y ganar seguridad, sin embargo hay que tomar precauciones porque no siempre estos melones están exentos de tener alguna.

Aquí tienes un ejemplo de lo que se disfruta de una sandía


Te puede interesar:

Así pueden envenenar a tu perro

¿Los perros malteses ladran mucho?


Como ya hemos visto y leído en artículos anteriores, en las características del maltés, se trata de un perrito muy inteligente y cariñoso, aunque como todos los perros, puede ser propenso a los ladridos excesivos, sobre todo si se le priva de la atención necesaria y el ejercicio adecuado.

Por supuesto, algunos perros malteses tienden a ladrar más que otros, y es una situación incómoda no solo para nosotros, también para nuestros vecinos… pero la buena noticia es que posible revertir esta actitud por completo que se puede convertir en costumbre. Sin embargo, esta costumbre, como ahora veremos, los ladridos excesivos y desagradables, con un entrenamiento adecuado, puede ser erradicados.

¿Los perros malteses ladran mucho?

Como he dicho, una de las claves por la que algunos perros ladran mucho es por la falta de atención a tu perro. Quizá sea la principal o la más importante.

El maltés ha sido concebido en las últimas centurias para ser un perro de compañía, y puede ladrar para llamar la atención o ladrar de manera obsesiva si se le priva de estímulos.

No hay duda, hay que prestarle atención porque eso es lo que espera de nosotros. Piensa que tú eres su mundo. Prácticamente todo lo que hace a lo largo del día, además de esperar a salir a la calle 😀 gira en torno a ti y a los componentes de la familia, si es el caso. En el hogar, mientras no dormite, estará atento a lo que pasa alrededor y querrá, cómo no, que ocurran cosas, que pase algo. Si el maltés no tiene unas rutinas establecidas es posible que ande algo ‘perdido‘ y su comportamiento sea igual de errático por lo que no sería sorprendente que intente llamar la atención y la forma más primaria que tiene de hacerlo es ladrando. Obsérvalo. Mira cómo se comporta y cuando ladra… qué es lo que ha hecho antes, qué acaba de suceder. En ocasiones, pasan desapercibidos para nosotros las cosas más normales y solo observando los hechos encontraremos las causas.

¿Cómo evitar que tu maltés ladre?

Puede que se dé la circunstancia, por cuestiones laborales u otras, que te lleven a dejar a tu perro solo en casa durante largos períodos de tiempo. La verdad es que eso es un contratiempo. Por eso, debemos ser conscientes, cuando queremos tener un amigo perruno junto a nosotros, que debemos prestarle atención y dedicarles tiempo o tener la capacidad económica de contratar a un paseador de perros o contar con la ayuda de alguien próximo que nos haga ese favor a nosotros y, sobre todo, a nuestro querido perrito.

A partir de aquí, hay que tomar tiempo para acariciarlo, caminar y jugar con él todos los días. Esa interacción, si se hace de forma regular y metódica va a traer muchos beneficios. Piensa que los malteses, como cualquier otro perro que busca nuestra compañía con delectación, aprende rápidamente. Si sabe que a una hora concreta toca el paseo, lo esperará y lo buscará. Si sabe que a otra hora toca jugar, hará lo mismo. Y si hay alguna recompensa, en forma de manjar que le agrade, lo esperará, aunque siempre lo busque, pero debe saber que solo lo recibirá si se porta correctamente. No le des una recompensa para que deje de ladrar NUNCA. Ni le acaricies cuando ladre para que deje de hacerlo. Con ese comportamiento estamos reforzando lo que no queremos que suceda.

Una instrucción y aprenderá el comportamiento correcto

Si tu perro ladra, enséñale un comando, una instrucción para que permanezca «tranquilo». Un ejemplo, cuando nuestro bichón deje de ladrar por su cuenta, dile una palabra. Puede ser: «Silencio«. Lógicamente, esto le ayuda a comenzar a asociar la parada de ladrar con la instrucción. Repite este ejercicio cada vez que tu perro deje de ladrar espontáneamente durante unos días, no más de una semana. Luego comienza a darle a tu perro la orden tranquila cuando ladra. Cuando se detenga, dale esa chuche que tanto le gusta. Entenderá, pasado el tiempo, que la palabra ‘silencio’ tiene una recompensa y cuando vuelva a ladrar con esa palabra sabrá que tiene que detenerse porque vendrá un premio. Pero, ahora bien, no ofrezcas siempre una recompensa. Por mi experiencia, nuestro maltés sabe asociar los comandos o instrucciones sin necesidad de recibir el premio. El premio, finalmente, debe convertirse en eso, un premio, no un chantaje.

¿Qué hacer cuando no para de ladrar?

Ignora, de forma seria, a tu perro cuando ladre excesivamente. Los perros que reciben atención por los ladridos, incluso atención negativa, tienen más probabilidades de seguir ladrando. Si tu perro tiene ataques de ladridos cuando llega alguien a caso durante ciertas horas del día o mientras le estamos enseñando esa instrucción de la que hablaba antes, ofrécele un descanso en su transportin hasta que se calme. Entonces, déjale que salga y préstale atención, juega con el o sácale a la calle para cambiar el escenario.

Por último, el ejercicio físico es fundamental, al menos debe dar un buen paseo una vez al día. El ejercicio insuficiente puede contribuir a generar cierto estado nervioso, lo que aumenta que pueda ladrar de forma equivocada. Los perros cansados ​​son mucho menos propensos a ladrar.


También te puede interesar:

Cómo hacer que tu querido perro bichón no ladre

Bichon Maltes cuidados

Bichon Maltes cuidados


Reunimos buena parte de los artículos de nuestra WEB sobre el BICHÓN MALTÉS sobre sus cuidados más importantes.

¿A qué enfermedades son propensos los Malteses?

Adoptar un bichon maltes. 5 cuestiones importantes a tener en cuenta

Salud y Cuidados del bichon maltes

Así pueden envenenar a tu perro

Cómo educar a un Bichon maltes: Psicología Canina

El síndrome de perro pequeño ¿Es agresivo el bichón Maltés?

Alimentos de las personas que tu perro NO puede comer

Alimentando a un cachorro bichon :: guía completa

🐶 Cómo quitar los nudos del pelo SIN cortarlos

Hemos encontrado este interesante video en el que podemos ver cómo, a un bichón maltes, se le pueden quitar los molestos nudos de su pelo sin necesidad de cortarlos.

Además, como extra, un TRUCO para quitar el oxido del lagrimal, que ni es bueno ni estético.


Te va a interesar:

Vómito en perros: diagnóstico, tratamiento y prevención


 

🙋‍♀️ Qué es la sarna en perros, causas, tipos, tratamiento y prevención

¿Qué es la sarna?

La sarna es una enfermedad de la piel causada por diferentes especies de ácaros y parásitos.

Algunos de estos parásitos o ácaros de la sarna se encuentran en la piel de los perros, en concreto en los folículos pilosos. 

Hay que tener en cuenta que todos los ácaros pueden causar infecciones cutáneas de leves a graves si proliferan, si no se trata a tiempo y convenientemente. Por lo que si detectas alguno de los síntomas que ahora desarrollaremos, lleva a tu perro al veterinario lo antes posible

Algo que te va a sorprender es que todos los perros que son criados por sus madres tienen ácaros de la sarna demodécica, lo que técnicamente se conoce como ‘Demodex canis’. Estos ácaros se transmiten, por parte de la madre, a su cachorro en los primeros contactos, en las primeras caricias o lametazos que le proporciona. Lo curioso es que la ‘convivencia’ entre los perros y los ácaros no suele tener ningún tipo de consecuencia para su salud.

La sarna tiende a causar una intensa picazón en el perro. En estadios avanzados el can se rascará de forma frenética. En este caso, los síntomas aparecen a los siete días desde que se haya provocado el contagio.

Otra de las manifestaciones comunes es la pérdida de pelo, la muestra de piel enrojecida, llagas e, incluso, costras.

Causas que provocan la sarna

Los ácaros se suelen transferir de un perro a otro, si bien mientras el perro se muestre sano, los ácaros simplemente aumentan su número y no se llega a producir ninguna enfermedad en su piel.

Si bien aún existen diferentes teorías sobre la transmisión de ácaros Demodex de perro a perro, está comunmente aceptado que los ácaros no se transmiten a los humanos ni a los gatos.

¿Dónde se acumulan los ácaros?

Las áreas más comúnmente afectadas son las orejas, los codos, la cara y las piernas de un perro, es decir, prácticamente en todo el cuerpo.

Todos los perros criados por sus madres suelen tener ácaros de la sarna, que se transmite de madre a cachorro mediante las caricias que le proporciona durante los primeros días de vida

Tipos de sarna

Existen tipos diferentes de sarna en perros

La sarna demodécica

La sarna demodécica generalizada es la que afecta áreas amplias de la piel o el cuerpo de un perro. Las infecciones bacterianas secundarias hacen que esta enfermedad sea a menudo maloliente. Esta forma de sarna también podría ser un signo de un sistema inmune comprometido, un problema hereditario u otro problema de salud que todavía no se ha manifestado. 

La sarna sarcóptica

La sarna sarcóptica tiende a causar una picazón intensa. Puede causar pérdida de cabello, piel enrojecida, llagas en el cuerpo y algunas costras. El problema es que puede extenderse rápidamente a todo el cuerpo del animal. 

La sarna sarcóptica se puede contagiar a humanos, lo que causaría una erupción de protuberancias de tono rojizo, similar a las picaduras de mosquitos.

Sin embargo, la sarna demodécica de los perros no se transmite a los humanos. 

La buena noticia es que existen tratamientos específicos

¿Qué hacer si creemos que nuestro perro tiene sarna?

Como en otras ocasiones, lo más recomendable es no dilatar la visita al veterinario para que puede llevar a cabo una exploración completa. Lo que hará el profesional de la medicina es analizar raspados de la piel para confirmar la presencia de ácaros de la sarna. Esta tarea la puede realizar a través del microscopio. 

Esta tarea no es sencilla porque los ácaros pueden estar ocultos en la profundidad de la piel del perro.

los medicamentos que puedan administrarse son variados

Tratamiento y curación de la sarna

Es complicado hablar genéricamente de un solo tratamiento porque hay que tener en cuenta el tipo de sarna con que nos encontramos y otras variables como la raza del perro. Por ello, los medicamentos que puedan administrarse son variados. La buena noticia es que existen tratamientos específicos que se pueden tomar bien por vía oral o aplicarse por vía tópica, mediante inyección, incluso mediante champús o cremas, lo que facilita el tratamiento. 

Tratamiento de la sarna sarcóptica

En lo que respecta al tratamiento de la sarna sarcóptica lo primero y fundamental es aislar a tu perro para evitar que la enfermedad se propague a otras mascotas y seres humanos, como ya hemos visto es posible que se transmita a otras personas que convivan con él, o no, simplemente que tengan algún tipo de contacto.

El veterinario recetará medicamentos antiparasitarios, y medicamentos que aliviarán la molesta picazón y la inflamación.

¿Cuánto tiempo tarda en remitir la sarna?

Los resultados de los tratamientos médicos suelen mostrarse con efectividad tras un mes desde su inicio. 

Hay que tener en cuenta que esta situación puede generar en tu perro una situación de marcado estrés. No es sencillo tener esa sensación continua de picazón.

Cuanto más joven es el perro, con más facilidad se recuperará, como regla general. Se ha comprobado que los perros adultos suelen requerir de terapias más largas en el tiempo.

También se sabe que la sarna demodécica es hereditaria, por lo que es recomendable que estos perros no tengan descendencia, o al menos, por responsabilidad, poner en conocimiento a los posibles futuros dueños de esos canes que padecieron sarna.




🐶 El síndrome de perro pequeño ¿Es agresivo el bichón Maltés?

Nuestros queridos bichones no son propensos a la agresión, pero sus compañeros humanos en muchas ocasiones tienden a mimarlos y protegerlos, lo que hace que algunos bichones malteses piensen que son el líder de la manada. Y aquí podemos encontrarnos con un problema.

Los maltés son excelentes perros de compañía siempre que se establezcan reglas correctas para su comportamiento adecuado.

¿Qué es el síndrome de perro pequeño?

El síndrome del perro pequeño se puede percibir en las razas de perros que son mimados en exceso. Muchas veces esto ocurre sin darnos cuenta, en el hogar o en el ámbito en el que convivan con los seres humanos. Si sufres del síndrome de perro pequeño de tu Maltés, es porque tu perro se cree el líder de la manada de los humanos con los que convive. Así de sencillo.

Estos perros tienden a mostrar agresividad si su status, por decirlo de alguna manera, es cuestionado por un humano que se acerca para darle una simple caricia, tocar sus patitas o sus orejas. Su reacción puede ser variada, desde unos ‘simples’ gruñidos hasta llegar a morder. Así puede reaccionar si cuestionamos su status, o el status que cree tener dentro de la manada. No olvidemos que el comportamiento de nuestros queridos perros es el comportamiento animal; muchas veces reinterpretamos esta cuestión humanizándolos en exceso.

Sigue leyendo 🐶 El síndrome de perro pequeño ¿Es agresivo el bichón Maltés?

🤢 Vómito en perros: diagnóstico, tratamiento y prevención

Cuando vemos vomitar a nuestro perro nos asustamos. Es lógico. Nos impresiona y desconcierta. El vómito es el vaciamiento forzado del estómago y es peligroso si se prolonga, ya que puede conducir a la deshidratación.

El vómito puede estar asociado o provocado por diferentes circunstancias, que pueden ser leves, como un simple mareo por exceso de actividad o movimiento, por la ingestión de cuerpos extraños, hasta por una enfermedad más seria, como el cáncer.

¿Qué es el vómito?

El vómito se define como el vaciamiento forzado del contenido del estómago. Es causado por una señal que envía el cerebro al estómago.

El vómito, en realidad, ayuda a salvar a los animales del envenenamiento. Los nervios en el abdomen o ciertas sustancias en el torrente sanguíneo indican al cerebro que nuestro perro puede haber ingerido algo tóxico, y el vómito puede ayudar a deshacerse del cuerpo de la sustancia tóxica.

Aunque esto ocurre ahora, la ingestión real de toxinas se ha convertido en menos de una amenaza para nuestros animales domésticos que a sus antepasados ​​salvajes; con el tiempo, muchos más desencadenantes comenzaron a inducir al cerebro a señalar vómitos. Cosas de la evolución.


Te va a interesar:

Alimentando a un cachorro bichon :: guía completa


¿Cómo se diagnostica la causa del vómito?

La diferencia entre vómito y regurgitación

Antes de intentar diagnosticar lo que puede estar causando que una mascota vomite, es muy importante diferenciar entre vómito y regurgitación.

  • El vómito requiere esfuerzo abdominal (constricción de los músculos abdominales) y es la expulsión activa del contenido estomacal.
  • Por el contrario, la regurgitación es la eliminación pasiva de los contenidos en el esófago que ocurre sin náuseas o vómitos.

Esta distinción es importante porque las condiciones médicas que tienden a causar regurgitación son diferentes de las asociadas con el vómito.

Una vez confirmado el vómito de su mascota, su veterinario comenzará a tener diferentes ideas para hacer el pertinente diagnóstico y el obligado tratamiento de tu mascota.

Con el fin de reducir la lista de posibles causas, el veterinario tendrá en cuenta la edad de tu mascota y la especie a la que pertenece.

Por ejemplo, un joven perro enérgico que está vomitando es más probable que haya comido algo que no debería, mientras que un gato mayor con pérdida de peso, aumento de la bebida de agua y vómitos es más probable que tenga un problema médico como enfermedad renal o tiroides enfermedad.

El veterinario probablemente hará preguntas detalladas con respecto a la duración de la enfermedad, pérdida de peso, medicamentos, cambios en el apetito y el momento del vómito con respecto a las comidas. De hecho, si observamos a nuestro perro vomitar con frecuencia, no hay que esperar a llevarlo a la clínica veterinaria. Allí, se realizará un examen físico exhaustivo para determinar si hay dolor abdominal, deshidratación u otras anormalidades que sugieran la causa del vómito. Si es posible, es conveniente llevar algunos de los vómitos a la clínica porque, como es lógico, solo con que el veterinaio lo observe, puede ayudarle a ofrecer un primer diagnóstico. Por ejemplo, el vómito con color oscuro puede indica que el estómago está sangrando.

A partir de ahí, lo conveniente será realizar un análisis de laboratorio sobre sangre, heces y orina. También puede ser necesario evaluar a nuestra mascota con rayos X y realizar una ecografía abdominal.

Si el veterinario sospecha que el problema puede estar limitado al estómago y a los intestinos, puede recomendarse un examen endoscópico. Este procedimiento requiere anestesia e implica pasar un endoscopio (un tubo largo que contiene una diminuta cámara de vídeo) por el esófago del perro para observar el estómago y los intestinos.

¿Cómo se tratan los casos en que nuestro perro vomita?

La deshidratación de vómitos prolongados o severos debe ser para ti una preocupación inmediata, y puede ser necesario ingresar en observación a tu mascota para el reemplazo de líquido mientras se está realizando un diagnóstico.

El tratamiento está dirigido a controlar el vómito en sí mismo (para prevenir la deshidratación adicional) y eliminar la causa primaria del vómito. Algunas causas de vómito son fáciles de tratar, como cuando una mascota con una alergia a un determinado alimento deja de vomitar cuando se cambia la dieta.

¿Cómo podemos prevenir el vómito?

El vómito es una señal de que no está funcionando como debe en el organismo de nuestro perro. Si tu mascota vomita una vez, retira la comida y el agua durante unas horas. Continuar comiendo y bebiendo puede provocar más vómitos en lugar de detenerse después de un episodio. Si tu mascota continúa vomitando sin tener nada de comer o beber, llama o visita a tu veterinario de forma inmediata. Además, no permitas que tu mascota coma hierba – esto es una especie de leyenda urbana que no parece beneficiar a nuestro perro.

De hecho, muchos veterinarios (pregunta al tuyo para conocer su opinión por la experiencia) piensan que comer hierba puede contribuir a añadir otros problemas médicos adicionales.

En ocasiones, se hace muy difícil determinar cuál es la causa del vómito. Esto es especialmente cierto si nuestra mascota no está bien supervisada de forma regular por el veterinario, o tiene acceso a una variedad de elementos que pueden causar vómitos.

Mantener un ojo vigilante sobre lo que nuestro perro come y prevenir su acceso a sustancias nocivas ayudará a prevenir muchas causas de vómitos.


Te va a interesar:

Así pueden envenenar a tu perro

Alimentos de las personas que tu perro NO puede comer

¿Cuáles son los alimentos para humanos más peligrosos para perros?

¿Quién puede resistirse esos grandes ojos marrones o negros mirándote…  ¡y esa sonrisa de tu perrito! ¿Puede una pequeña recompensa que aguarda sobre nuestra mesa, a la hora de la comida, llegar a lastimar a tu perro?

Bueno, como es lógico, eso depende del alimento del que hablemos y de su composición. Si contiene el edulcorante como el xilitol, puede causar a tu perro algunos problemas reales, por ejemplo. Y, esos problemas no son sólo por el aumento de peso. Algunos alimentos son francamente peligrosos para los perros. Y algunos de estos alimentos son comunes en nuestra despensa o en nuestro frigorífico… algo que te puede llegar a sorprender.

Sigue leyendo Alimentos de las personas que tu perro NO puede comer

Así pueden envenenar a tu perro

Los 10 venenos más peligrosos para mascotas

El centro de control de venenos norteamericano [ASPCA] maneja en sus bases de datos más de 100.000 casos de intoxicación por mascota cada año en el país. Sobre la base de esos casos, los principales venenos con que se encuentran nuestras mascotas son:

  1. Medicamentos humanos.
  2. Insecticidas.
  3. Comida humana.
  4. Raticidas, cuando nuestro perro come veneno para ratas.
  5. Medicamentos veterinarios que se administran incorrectamente (por ejemplo, medicamento equivocado, cantidad incorrecta).
  6. Plantas.
  7. Productos químicos (por ejemplo, anticongelante, productos químicos de la piscina / spa).
  8. Los limpiadores domésticos (por ejemplo, blanqueadores, detergentes, etc.)
  9. Metales pesados (por ejemplo, virutas de pintura con plomo, linóleo, etc.)
  10. Fertilizantes.

Venenos domésticos comunes

Muchos alimentos comunes o productos para el hogar pueden enfermar o incluso matar a nuestros perros.
Debemos ser conscientes de qué sustancias pueden ser tóxicas para las mascotas, y almacenarlas y utilizarlas con seguridad.
Si piensas que tu mascota ha comido algo venenoso, llama a tu veterinario o una línea directa de veneno para mascotas inmediatamente.

En algunos países existen centros públicos de esta índole y, en muchos países, hay servicios veterinarios que atienden a sus pacientes durante las 24 horas del día.

Como decíamos, en nuestros hogares se pueden contener muchos peligros que pasen desapercibidos por nosotros. Muchos alimentos comunes o productos destinados para la limpieza del hogar pueden enfermar o incluso matar a nuestros perros. Sin embargo, algunas precauciones simples pueden ayudar a mantener a nuestras mascotas de forma segura.


También te puede interesar:

Alimentando a un cachorro bichon :: guía completa


Los animales reaccionan a las sustancias en los alimentos y medicamentos de forma completamente diferente a como los vemos o entendemos nosotros, así que sólo porque algo no hace que una persona enferme no significa que está bien para una mascota. Además, la mayoría de las mascotas son mucho más pequeñas que las personas, así que lo que puede parecer una cantidad inofensiva de un alimento o una droga puede hacer que ellos enfermen.

Las mascotas son curiosas. Si algo huele bien, lo comerán. Si pueden entrar en un contenedor, lo harán. Debes ser consciente de qué sustancias pueden ser tóxicas para tu mascota, y guardarlas con medidas de seguridad.

Chocolate

Si sospechas que tu mascota ha consumido cualquier cantidad de cualquier chocolate, llama a tu veterinario.

Sin embargo, no todo el chocolate es igualmente peligroso para las mascotas. En general, cuanto más oscuro es el chocolate, más tóxico es para los animales. El chocolate más peligroso es aquél que contiene la concentración más alta de una sustancia llamada methylxanthine. Las mascotas que comen una cantidad abundante de esta sustancia pueden tener vómitos, diarrea, sed excesiva y micción, hiperactividad y, en casos graves, ritmos cardíacos anormales, temblores y convulsiones.

Nuestra comida

Generalmente no es una buena idea ofrecerles nuestra comida a nuestras mascotas. Muchos alimentos humanos pueden causar trastornos digestivos, que pueden ser graves. Además, varios ingredientes comunes en la comida humana pueden ser tóxicos para las mascotas. Sólo algunos son:

  1. Aguacates.
  2. Uvas y pasas.
  3. Nueces de macadamia.
  4. Cebollas, ajo y cebollino.
  5. El xilitol (un edulcorante común sin azúcar, que a menudo se encuentra en la goma de mascar y productos horneados comerciales, que puede causar insuficiencia hepática potencialmente mortal).
  6. Masa de levadura.
  7. Algunas bebidas, como el café y el alcohol, también pueden ser venenosas para las mascotas.
  8. Las uvas a veces se recomiendan como golosinas para los perros; sin embargo, se han reportado casos de daño renal grave relacionado con la ingesta de uva. También se ha reportado que las pasas son tóxicas para los perros.

En general, no guardes o dejes comida para ti y su familia en un lugar donde su mascota pueda llegar a ella. Ten especial cuidado durante las temporadas de vacaciones y las ocasiones festivas, cuando es muy fácil distraerse y dejar comida o bebidas en una mesita.

Medicamentos

Nunca le des a tu mascota un medicamento destinado a personas a menos que lo haya prescrito un veterinario profesional. Muchos medicamentos comunes de venta libre pueden ser extremadamente tóxicos para las mascotas. No dejes las botellas o botes de medicina donde las mascotas puedan llegar a ellas (un perro determinado puede masticar a través de un duro plástico si se lo propone); y recoge cualquier pastilla que haya caído inmediatamente. Usa la misma precaución con suplementos dietéticos o con productos que compres en una tienda de alimentos saludables.

Productos de limpieza

Lee con detenimiento las etiquetas de advertencia de los productos de limpieza que usas y guárdelas según las instrucciones, en la mayor parte de las ocasiones, te dirán que tengas la máxima precaución, tanto si hay niños en la casa como si hay mascotas.

Peligros al aire libre

Muchas personas sin conciencia dejan venenos en algunos lugares públicos para ahuyentar a perros y gatos. Quizá, muchos de ellos crean que estos venenos sean disuasorios, aunque la mayor parte son tan nocivos que pueden provocar la muerte. 

Cuando pasees con tu mascota, estate pendiente de dónde se acerca, qué cosas huele y qué come; nuestros perros pueden desconocer que detrás de una salchicha se esconda una trampa.

Imágen: media.telemundochicago.com

En cualquier caso, además de los peligros que desaprensivos ponen ante nuestros perros, si tienes un garaje, cobertizo, o jardín, al que tu mascota puede acceder, probablemente tedrás algunos de los siguientes peligros:

Plantas

Cuida con atención qué plantas pueden ser tóxicas para tuss mascotas y bajo qué circunstancias. Los tomates, por ejemplo, están en la familia de la morera. Muchos lirios, flores y arbustos ornamentales comunes pueden ser tóxicos.

La Sociedad Americana para la Prevención de la Crueldad a los Animales (ASPCA) mantiene una lista completa en línea.

Venenos de plagas contra roedores

Los venenos destinados a matar roedores, insectos o malas hierbas son causas muy comunes de envenenamiento en mascotas. Ten mucho cuidado cómo, cualquier venenos almacenas o utilizas alrededor de tu hogar. 

Productos de jardín

El abono, los fertilizantes y las pilas de compost son también peligrosos para las mascotas. Asegúrate de que cualquier mantillo o fertilizante que aplicas en tu jardín sean seguros para las mascotas.

Mantén tu mascota fuera de las áreas tratadas con productos tóxicos.

Las pilas de compost pueden producir bacterias y hongos que son altamente tóxicos para las mascotas, así que si tienes una pila de compost, asegúrate de que tu mascota no pueda entrar en ella.

Productos químicos para garajes

Cualquier producto químico en tu garaje puede ser peligroso para las mascotas. El anticongelante, en particular, puede ser mortal. Guarde todos los productos químicos fuera del alcance de su mascota (como lo haría para los niños), y limpie cuidadosamente cualquier derrame.

¿Qué hacer en una emergencia?

Si tu mascota come algo que no debería, el tiempo en que tomes acción es crítico. Llama a tu veterinario o una línea directa de veneno para mascotas inmediatamente -si existe en tu entorno- y estate preparado para describir lo siguiente:

  1. Lo que tu mascota comió.
  2. Cuánto tiempo hace.
  3. Ten a mano las características del producto, descritas en el envase.

Esa llamada a tu veterinario puede hacerles anticipar la forma de tratar la intoxicación mientras llegas allí.

Por último y, en todo momento, conserva la calma y la templanza. 


También te puede interesar:

Alimentos de las personas que tu perro NO puede comer

Salir de la versión móvil